INSUFICIENCIA CARDIACA CONGESTIVA PARA AUXILIARES: DESVELANDO EL MISTERIO (y IV)

mayo 4th, 2016 Posted by ATV, Cardiología, Formación, Veterinaria No Comment yet
Comparte este artículo en redes sociales
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
12Share on Google+
Google+
0Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print

Capítulo final: La importancia de la comunicación con los propietarios

 

En los capítulos anteriores (Introducción a la ICC y un poquito de motivación, Mecanismos de compensación y hormonas malvadas y El tratamiento de la ICC) hemos aprendido qué es la ICC, cómo funcionan los mecanismos de compensación y el eje RAA, por qué son tan peligrosos y qué medicamentos se utilizan para tratarla. Hoy terminamos esta serie haciendo hincapié en la importancia de la comunicación con los propietarios.

 

Adelantarse a los problemas: informar, prevenir, vigilar

¿Qué saben los propietarios sobre los problemas de salud que pueden afectar a sus perros? Su nivel de conocimiento depende de su entusiasmo y de las campañas informativas que se hayan hecho en su clínica. Por ejemplo, casi todo el mundo sabe que un perro necesita vacunas anuales. Algunos saben también que es importante lavarles los dientes. Hay quien conoce lo que es una pseudogestación. Pero cuando ya entramos en temas de cardiología, la realidad es que los propietarios suelen tener poca o ninguna idea.

¿Qué debemos hacer al respecto? Como todo en esta vida, la mejor solución es la prevención: no es lo mismo encontrarte con una ICC en sus primeras fases que con un globo de agua renqueante con el corazón del tamaño de una sandía. Cuanto antes se detecte, mejor es el pronóstico. Por eso es fundamental  hacer campañas de información y promover la práctica de revisiones geriátricas.

  • Informar sobre la predisposición de ciertas razas a padecer determinadas cardiopatías. Por ejemplo, el propietario de un perro de raza enana tiene que estar atento a los síntomas de Endocardiosis Valvular Crónica a partir de los 7-8 años de edad (si tiene un Cavalier King Charles, incluso antes). En cambio, el propietario de un perro de raza gigante debería hacer chequeos para controlar posibles Cardiomiopatías Dilatadas ya a partir de los 5-6 años.
  • Concienciar sobre los factores que aumentan la probabilidad de padecer cardiopatías, como la obesidad. Ese dueño que dice, divertido, que su perro está de buen año, debe entender que si su perro no baja de peso se expone a problemas de salud que pueden ser muy graves.

 

perro-gordo

Debemos acabar con la idea de que un perro gordito es “gracioso”. Un perro obeso es un candidato a ser un perro enfermo.

 

Afrontar el diagnóstico: implicar al propietario

En el tratamiento de una ICC es especialmente importante la colaboración de los propietarios. Tienen que tener muy claro que se trata de una situación grave cuyo pronóstico mejora si hacen los deberes.

Además del control del peso y la posibilidad de tener que cambiar de dieta, es de vital importancia que el tratamiento médico se administre religiosamente. Mientras que los diuréticos se prescribirán puntualmente, los iECAs y la espironolactona son medicamentos que se instauran de por vida. En el momento en que dejan de darse vuelve a activarse el Eje del Mal y vuelve a empeorar el paciente. Por tanto, aunque el perro sea un animal de bellota que invoque demonios cada vez que vea una pastilla, ¡no hay excusas para saltarse las tomas! Su calidad de vida depende de ello.

 

Laura Gonzalo

 

Versión del artículo publicado en Ateuves nº 62

Comparte este artículo en redes sociales
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
12Share on Google+
Google+
0Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print

No comments yet. You should be kind and add one!

Leave a Reply

Your email address will not be published.This is a required field!

You may use these HTML tags and attributes:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>